Goya y San Antonio de la Florida

8 02 2010

La semana que viene vamos a ir al taller de pintura en la Ermita de San Antonio de la Florida con el programa de Conocimiento del Medio Madrid un libro abierto. En su cúpula, bóvedas, abside y pechinas podremos disfrutar de los frescos de 1798 realizados por Goya con un enfoque del milagro de San Antonio personal e innovaciones técnicas.

Tras la visita a la ermita, una parte de la clase irá al taller de pintura sobre caballete y otra parte irá al taller de fresco. Para comenzar, unos recursos que nos familiarizarán con la visita:

  • El genio aragonés: aplicación web de Javier de Prada sobre el pintor, en la que podréis encontrar biografía, cartones, retratos, pintura religiosa, cuadros de gabinete, grabados, vídeos y pinturas negras…
  • Exposición virtual: con motivo del 250º aniversario del nacimiento de Goya, Infogoya, un proyecto de la Universidad de Zaragoza, recoge información histórica y cultural  sobre el artista.
  • Goya en San Antonio de la Florida: interesantísimo gráfico interactivo en el que podéis ver información sobre la ermita, técnica, pinturas, restauración y cronología de la vida de Goya.

¿Qué sabes de la técnica del fresco?

Es una técnica compleja en cuanto a que no admite corrección si te equivocas, ya que la pintura llega a ser indisoluble con la pared y hay que planificar bien el trabajo de cada día. Podríamos resumir los pasos en:

  1. La base de la pintura es un mortero con cal, arena y agua. Cada día hay que preparar la parte de muro que se va a realizar, la “jornada“.
  2. A continuación se calca el dibujo haciendo un estarcido mediante una plantilla con el boceto silueteado con un punzón. El pigmento de una muñequilla pasará por las incisiones del boceto quedando así la siluetas del dibujo.
  3. Cuando aún está húmeda la última capa de cal se pinta sobre ella con pigmento y agua produciéndose la carbonatación y fijándose los colores en el muro.

En el Atelier de Saint André, presentan en profundidad esta técnica, pudiendo ver información sobre materiales y herramientas, fresco portátil y mural, la preparación del muro y la pintura al fresco (colores, dibujo, traslado del dibujo, etapas de la pintura y alteraciones).

Para finalizar, unos vídeos:

Pintura románica al fresco: 1ª parte y 2ª parte

Entrada relacionada: Taller de pintura en San Antonio de la Florida





Exposición + taller: “Mirar y ser visto”

21 12 2009

El Viernes 18 de Diciembre estuvimos en el taller de la Exposición Mirar y ser visto de la Fundación Mapfre.

En esta exposición hay treinta y tres retratos europeos, desde el siglo XVI al  XX, permitiéndonos ver la evolución de encuadres, funciones, estéticas… durante este tiempo. No obstante el título lo dice todo “Mirar y ser visto” sea cual sea la época el retratado nos miraba y comunicaba su estado de ánimo, personalidad… ayudado por el pintor y moda del momento.

Ana, nuestra guía, nos mostraba diferentes miradas en la primera sala. ¿Qué os sugieren?, preguntaba.

El recorrido no fue muy largo, mejor ver pocos cuadros, analizarlos y practicar en el taller. Entre todos vimos:

  1. Cardenal Cristoforo Madruzzo de Tiziano (1552). Resaltar todos los objetos con los que es retratado el cardenal.
  2. Conde Duque de Olivares de Velázquez (1624). El artista exalta el poder del conde mediante la pose y las insignias como la llave, las espuelas, la cadena de oro y los blasones escarlata.
  3. Oficial sentado de Franz Hals (1631). Plano de medio cuerpo, pose mucho más cercana que en los anteriores. Grans expresividad en la mirada y en la mano.
  4. Condesa de casa Flores de Goya (1790-97). Retrato psicológico dnde muestra el estado de ánimo de la condesa con gran expresividad no solo en la mirada, también en las manos.
  5. General Sir Williams Maxwell de Reaburn (1810-15)
  6. La Amazona, Marie Lefébvre de Manet (1870-75). Como en esta época ya existía la fotografía, las cualidades estéticas van cambiando. El fondo y el encuadre se pueden asemejar a una instantánea.
  7. Busto de hombre (el atleta) de Picasso (1909). Retrato cubista que parece como si estuviera tallado como una máscara primitiva de madera de las que tanto gustaban al artista.
  8. Leopold Zborowsky de Modigliani (1916-19). Destacar su parecido con las máscaras africanas que tanto gustaron en la época del pintor.

En el taller los alumnos se dividieron por grupos y realizaron fotografías que transmitieran sentimientos, estados de ánimo… Estos son algunos de los resultados o proceso. El resto debido a un fallo no se grabaron en el pen-drive, así que nos perdemos el precioso ojo de Tamara y el original encuadre de Patricia porque de “furia” (bajo estas líneas) tenemos el proceso:

Con este fantástico taller vamos a participar en un concurso en el que tendréis que realizar una imagen (el trabajo final tiene que tener formato digital pero puede ser dibujo, collage, fotografía…) relacionada con una obra concreta o alguno de los aspectos tratados en la visita (las preocupaciones u obsesiones del artista, la forma de entender su época, los aspectos técnicos específicos de su obra…). ¡Hay absoluta libertad!. El premio es una cámara réflex, así que para estas Navidades vais a realizar bocetos sobre vuestras ideas para posteriormente llevarlos a cabo.